Visitante de Venezuela / Chile

Con alegría y agradecimiento, publicamos una carta donde José Moreno, un excelente estudiante de Venezuela (actualmente reside en Santiago de Chile), relata su experiencia en Yoshinkan Argentina.

OSU!!

Empecé a estudiar Aikido en octubre de 2006 y después mucho planificar, ver, estudiar, incursionar en otras escuelas y quedarme sin Sensei… tomé la decisión de ir nuevamente a Buenos Aires a entrenar en Gin Ryu Kan. Lo que les relataré ahora, será eso, mi experiencia entrenando Aikido Yoshinkan, el Aikido del Maestro Gozo Shioda  bajo la supervisión de Sensei Fernando Martínez.

Todo marchó según el plan. Yo llegaría el día 2 de febrero  y regresaría el día 11 a Santiago donde ahora resido. Sería algo más de una semana intensa de Aikido según el cronograma de la escuela.

A decir verdad, cometí el mismo error de siempre con el Aikido. Ya tenía algunos meses practicando desde casa Kihon Dosa (los 6 ejercicios básicos del Aikido Yoshinkan) y asumí que lo más complejo de todo este periplo sería aguantar los treinta tantos grados de temperatura y la humedad de la ciudad. Me encanta reconocer que estaba totalmente equivocado al respecto.  Me bajé del avión a eso de las 10 am y 7 horas después estaba con el gi listo y  todo estaba dispuesto en el Dojo para entrenar.

Fui a probar la técnica de Yoshinkan. Quería comprobar que lo que me parecía tan bueno en video era así de bueno y la verdad quedé sumamente sorprendido de su eficiencia; de su “simpleza y efectividad”

Sería muy desatinado de mi parte decirles que si es mejor o peor que lo que he hecho antes, pero lo que sí les puedo decir  con seguridad que estoy haciendo lo que me gusta y esa es razón suficiente para seguir adelante.

El entrenamiento

Todo tiene un por qué. Todo tiene una forma. En principio, si lo ves fuera del tatami esto puede ser un problema, pero es maravillo para aprender. La metodología de entrenamiento es clara y esto ayuda a aprovechar el tiempo de entrenamiento, sino que también te soluciona problemas cuando entrenas a cuenta propia, pero si a este método se le sumas la claridad  y la pasión con la que Sensei y sempai trasmiten sus conocimientos el Aikido Yoshinkan, si eres una personas que le gustan los retos,  es amor a primera vista.

 

Los sempai

Cuando entiendes la dinámica de un  Dojo, la actitud, la técnica, el espíritu se encuentran en los discípulos. Durante esa semana conocí y compartí con gente realmente maravillosa a  las cuales les debo gran parte del éxito de esta,  mi primera visita. Siempre fueron mucho más allá de su “deber” siempre con una sonrisa y una buena actitud como si fuésemos amigos desde hace mucho tiempo. Aprovecho estas cortas líneas para refrendarles mi agradecimiento, mi respeto y mi cariño por toda esa buena onda a todos los practicantes del Dojo Central y a la familia del Gin Ryu Kan Hurlingham .

El espíritu Yoshinkan

Durante esa semana escuche varias veces a Sensei hablando de un concepto: “EL ESPIRITU YOSHINKAN” y nada mejor que entrenar para entenderlo.  Cuando las piernas y la espalda queman, cuando la planta de tus pies no pueden más: esa fuerza que te hace seguir adelante, eso es haber entendido que el camino se hace andando…

Regresé a Santiago con ganas de seguir entrenando, con la seguridad de haber encontrado mi camino nuevamente, con el mismo espíritu de mokyu del 2006, con nuevos amigos, con otro viaje a cuestas y con la certeza y la felicidad de haber encontrado una organización maravillosa y a mi Sensei.

Eternamente agradecido. Nos veremos muy pronto.

José Vicente Moreno

28-02-2018